5 de abril de 2012

Las estaciones de mi cuerpo



“Date tiempo de sintonizarte y reclamar tu naturaleza cíclica. Escribe una pequeña entrada en tu diario todos los días. La recompensa es inconmensurable. Te sentirás conectada a la vida de una forma totalmente nueva, lo cual te ayudará a tener más respeto por ti misma y tus hormonas”

Dr. Christiane Northrup 
 
Creo que desde que aprendí a escribir me incliné por las libretas, escribir siempre fue una manera de salirme de mi mente, de recordar, de plasmar en un papel mis aventuras, mis sueños, lo que mi corazón más anhelaba o lamentaba. Hoy, después de tantos años, escribir es la forma más terapéutica que he encontrado para sacar todas esas emociones que sin pensarlas mi mano las escribe y resulta que estaban ahí, guardadas y enredadas entre mi pelo.  

No soy escritora profesional, ni tampoco pretendo serlo, tampoco uso este medio para competir a ver quien escribe mejor o cada cuando. De hecho mis escritos a veces tienen faltas de ortografía o mala puntuación pero aun así hago mi mejor esfuerzo. Aunque si me leyera mi maestra de literatura, me pondría sus típicos menos 45 de calificación!  


Hace ya varios años que comencé a bloguear, pensé que tenía mucho que compartir, quise compartir mi historia, mi camino y poder así inspirar a otras mujeres a hacer lo mismo. Sin embargo, sigo escribiendo todos los días en mi diario, unas veces más que otras, a veces es por la mañana apenas me levanto y otras por la noche, antes de dormir. Cuando me siento inspirada dibujo y uso distintos colores o recorto imágenes o palabras de revistas que me sirven como recordatorios de lo que quiero ver en mi vida.  


El estar en contacto con mi ciclo me ha dado la oportunidad de ver cuando tengo momentos de inspiración, saber cuando mi voz es más fuerte y mis ideas salen con más convicción. Cuando esto sucede, puedo escribir sin parar, las ideas están ahí guardadas en mi memoria celular y yo solo soy el canal para que lo que sea que tiene que nacer salga a la luz. El ciclo menstrual no solo funciona para saber en que momento estamos más inspiradas, sirve para muchas cosas más. Pero el escribir en un diario tus sueños y cómo te sientes día a día te ayuda a descubrir tu propio ritmo natural de vida.


¿Cuantas veces no pensé que era muy cambiante? que no era normal. Sin embargo después de tiempo entendí que soy como soy. Lo cual significa que hoy puedo estar contenta y mañana puedo estar muy emocional. Soy mujer, con sentimientos, hormonas, ciclos y distintas estaciones dentro de mi propio cuerpo, las cuales se reflejan en mí forma de ser. Eso quiere decir que puedo pasar de un invierno obscuro lleno de magia, a una hermosa primavera llena de nueva vida, a un verano con sol y mucha actividad, a un otoño con viento y hojas que poco a poco caen para así una vez más adentrarme lentamente a la obscuridad de mi propio útero.  


Si escribes en un diario pero no le has puesto atención a tu ciclo menstrual, simplemente empieza por revisar las fechas de tu diario. Reconoce las fechas, los días, tus emociones y comienza a reconocer tus propias estaciones internas. 




1 comentario:

  1. Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.

    ResponderEliminar